PROMESAS DE ARENA: Capítulo 2

En el Capítulo 2 de «Promesas de arena», la serie de TVE1 de los lunes, Lucía estrecha relaciones con Hayzam, el Libio guapo.

⇓ATENCIÓN SPOILERS⇓

Lucía no puede volver a España porque tiene una familia tóxica. Como todos bonita, te independizas y santas pascuas. Le hace la pelota a Andy con un café, pero no cuela, la llama irresponsable inmadura, y la manda de vuelta. La lleva el Libio guapo, le da las gracias por salvarle la vida y él la llama Inconsciente. A los 2 minutos le roban la cartera y el pasaporte, dándole la razón al chico. La chica es un imán de desgracias… Al menos rejunta a Amina con sus tíos. Misión cumplida.

En mitad de la noche salen los 2 tortolitos desvelados, qué aventureros, la de mosquitos, arañas y bichos que debe haber en medio del desierto, pero como se tienen que enamorar, nos ponen escenita juntos, hablan sobre el amor, se contradicen, como siempre estos dos en desacuerdo, pero se besan, todo muy romántico, no tienen remedio. La familia de la niña le dice que es blancucha y delgaducha, que como mucho le darán 5 camellos por ella, pero a él le ha gustado, así que como el malo de las armas no le coge el móvil, se la lleva de vuelta a la ONG, y que Andy le busque un sitio.

(Fuente de todas las imágenes: TVE).

Jaime, su amigo, es otro irresponsable, bebe agua del grifo y se coge una gastroenteritis de aúpa. Por dos reglas que les dan, las incumplen, salir fuera del recinto y beber agua del grifo está prohibido, pues ni caso, peor que los niños chicos… Le ponen un cuidador muy mono, Bahac, saltan chispas cuando le pone el termómetro, y no es por la fiebre. Es gay como él, pero en ese país lo llevan en silencio, como las hemorroides, porque se buscan un problema. Andy se lo advierte, cuidado con meter a este chico en un lío, que esto no es Occidente… Veremos.

Andy se pone chulito también con Julia, este hombre no se relaja nunca… Le dice que le notifique cuándo entra, cuándo sale y cuándo caga. La sigue y le cuenta un cuento sobre un amante taxista (Basir), pero justo le matan, y acaba reconociendo que es agente del CNI e investiga al Halcón, le dice que es Hayzam. Andy no da crédito. Le dice que no le meta en más líos que ya tiene bastante con lo suyo. ¿Pues para qué la sigues, muchacho? Ahora ya estás en el ajo, es tarde para mirar para otro lado.

El Libio mata al asesino del compañero de Julia, al tal Abu Malik, porque le dice que ha vendido las armas al ISIS. Pues ya tenemos un malo menos… El Libio guapo le ha cogido el gusto a matar, uno por capítulo. Cuidado con la Inconsciente, que se está enamorando y ni siquiera le ha contado los detalles a su amigo del alma, ¿por no ponerle celoso?

La ginecóloga borde discrepa de Hamid con una embarazada febril. Dice que no es borde, que es exigente, y que fue la primera de su promoción para que un médico tercermundista le dé lecciones. Andy le dice que se baje de la burra con él, y que no intente seducirle, que no es no. Ella le dice que le follen, que lo necesita, pero a ver, que dejes de tirarle la caña ya, que Andy es para Lucía, pero aún no se han dado cuenta ni ellos mismos. Andy le dice que aprenda de la experiencia y se deje de egos subiditos, que allí no va a impresionar a nadie, y menos a él. A la chica al final pues le da un ataque de ansiedad, que no se le había ocurrido que una picadura de alacrán fuera una causa de fiebre. A ver, si la embarazada lo hubiera contado antes, nos habíamos ahorrado el número. La Inconsciente llega justo para separar al marido nervioso, y deciden que al final la chica es útil calmando inquietos. Pues que se quede, que total, siempre será una ayuda, por torpe que sea. La borde desciende varios pisos en humildad y reconoce sus ataques de ansiedad. Parece humana, y nos empatiza un poquito más.

PROMESAS DE ARENA: Capitulo 5.
PROMESAS DE ARENA: Capítulo 4.
PROMESAS DE ARENA: Capítulo 3.
PROMESAS DE ARENA: Capítulo 1.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.