LA COCINERA DE CASTAMAR: Capítulo 6-Donde no llega la luz

¡ATENCIÓN SPOILERS!

(Si te lías con los nombres, ponte al día con la Chuleta de Personajes de la cocinera de Castamar).

Por fin nos enteramos de los motivos del Marqués (el Vengador) para odiar tanto al Duque de Castamar vía flashbacks. Estaba enamorado de doña Alba, la ex mujer del Duque. Intentó matarle a él manipulando su caballo, pero la mala suerte hizo que ese día los intercambiaran, y la que murió fue doña Alba. Ahora le odia el doble, pero en realidad el único responsable es él. A doña Alba ya nadie se la va a devolver, pero quiere que don Diego pague, a pesar de que el viudo no tiene ninguna culpa. Se ha enterado que el punto débil del Duque es Clarita, la Cocinillas, y hará lo que sea para hacer daño.

(Doña Alba y el Marqués, antes de que ella falleciera).

Clarita le envía por carta una nueva receta de liebre al Duque, y él no para hasta que consigue cazar una, y se la lleva a la cocina. Amelia Castro, la futura Duquesa está acostumbrándose a su nueva condición. Su suegra le regala el broche de la familia, pero al Duque no le hace gracia que lo tenga ella. Amelia está depre, entre que se casa sin amor, sin que la amen, y que pronto no va a caber en los trajes (por el embarazo), está al límite, pero disimula, que es lo mejor que sabe hacer, e intenta meterse en el papel de Duquesa. Cambia el menú, para sentirse importante y que el servicio la respete, y Clarita que es muy apañada, dice pues con la liebre hago un paté, y a correr. Es un éxito, y todos quieren felicitarla por ello.

(El Duque intentando cazar una liebre, junto al Conde de Armiño y el Barón de Aguasdulces).

Gabriel, el hermano negro del Duque desconfía del Vengador y le investiga. Averigua que se hizo cargo de las deudas de la hacienda de Cádiz de doña Amelia Castro, y como es muy diplomático, se lo suelta en plena cena, delante de todos. El Vengador, que es rápido de reflejos, se excusa diciendo que lo hizo por ayudar, y Amelia está apenada por no haberlo contado ella misma, tiempo atrás. El Duque se lleva a su hermano y le dice que ya sabe que está celoso, pero que esos numeritos no se los vuelva a dar, y le manda a su cuarto sin cenar. La cena continúa como si nada, hasta que el Vengador tira la bomba, con la sutileza que le caracteriza, delante de Clarita: El Duque firmó la sentencia de muerte del médico Armando Belmonte (el padre de Clara). La Cocinillas lo oye, y corre espantada, sale de palacio de noche en plena lluvia, llorando y sin rumbo, hasta caer desmayada. El Duque la sigue, mucha liebre y mucha tontería, pero no cayó en el apellido Belmonte cuando firmó esa sentencia…

(El Duque y su hermano Gabriel, discutiendo).

Por otro lado, Sol está más contenta que unas castañuelas. Su marido el Viejo no ha llegado a la hora prevista, y eso solo puede significar una cosa, que el Vengador ha cumplido su promesa, y ha ordenado su muerte. Ya es viuda, alegre, y olé.

Por último, Elisa (la nueva ayudante de cámara de doña Amelia) está indecisa entre casarse con Roberto, otro sirviente que aspira a ser el futuro mayordomo, o dedicar su vida a ascender en el trabajo y llegar a ser la futura Ama de llaves. Clara le ayuda a elegir, no tiene por qué renunciar a ninguna de las dos cosas, puede trabajar y tener hijos. (No sé yo si en el siglo XVIII ya se planteaban estas cuestiones tan contemporáneas, pero está bien que se les dé visibilidad).

LA COCINERA DE CASTAMAR: Guía de Capítulos.

OTRAS SERIES EN EMISIÓN.

2 comentarios en “LA COCINERA DE CASTAMAR: Capítulo 6-Donde no llega la luz

  1. Mal asunto, la sentencia del padre de Clara se interpondrá entre los amoríos del Duque y la Cheff. No veo claro el matrimonio de Amelia con Don Diego, y el hermano negro metiendo leña… Y no para cocinar la liebre precisamente. Intuyo una traición, una muerte y un brindis, o en otro orden…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.